miércoles, 21 de octubre de 2009

Me gustaría irme con ellos cuando toque...

                                         Foto: María Lourdes Auyeros


Aquí yacen los tarados,
¿locos?, ¿cuerdos?... desquiciados.
Emigrantes de la ira,
los que quisieron comer
todas las frutas prohibidas,
los que jamás comprendieron
dónde llevaba la prisa,
los que nunca adormecieron
ni su llanto, ni su risa,
los que brindaron su mano
sin pedir una franquicia,
los que amaron sus amores
aún sin besos ni caricias.


Este epitafio llego a mis manos a través de mi amigo Ramón. No tiene desperdicio alguno, cuando me marche me gustaría irme con esos locos, cuerdos, desquiciados...